Reto 5 lineas: Junio: Zumbido Rabioso

jueves, 8 de junio de 2017


Este mes el reto 5 lineas viene cargadito y además de cosas buenas.

Adella ha modificado un poquito las reglas para este 2017 y ahora premia con unas maravillosas medallas  nuestro compromiso y constancia. La medalla de bronce se consigue por participar durante tres meses consecutivos. La de plata cuando has participado durante seis meses (y además ganas un comodín por si un mes no puedes participar y quieres continuar optando a la medalla de oro). Finalmente, la medalla de oro se otorga a quien ha participado durante todo el año (o bien durante once meses más el comodín).



Estoy encantada de compartir con Atalanta, Carmen Cano, Claudia, Cris Mandarica, Cyn, David Orell, Elvis, Estefanía, Javier Puchades, José Torma, Lídia Castro, Litxu, Lluvia Beltrán, M. Guerrero, Mari Carmen Caballero, María O. D., María José Viz, Mer, Misthy, Nahnnuk, Nysna, Pilar Alejos, Rafael y Txema Álvarez esta primera medalla de bronce.
¡Gracias Adella!¡Espero que compartamos muchas más!


En cuanto al relato para este mes, debía incluir las palabras: tumbó, malestar y señaló. Ya con la primera me vino a la mente una consulta médica y una relación algo complicada entre el paciente y el facultativo. ¿Quizá por un malestar del médico?¿Cómo reaccionaría ante alguien que no parece entender las señales que le está enviando?¿Y si el dolor tomara las riendas de su voluntad?¿Qué podría pasar? Si quieres saberlo, te invito a que lo leas y por supuesto, si quieres dejarme tu opinión estaré encantada de leerte.


ZUMBIDO RABIOSO

Indiferente a su malestar, el paciente se tumbó y parloteó sin descanso acerca de su última obsesión: los puzles. Él le señaló con educación las manecillas del reloj, peo la voz continuó punzando su cerebro, aumentando en volumen y velocidad. Cerró los ojos. Cuando los abrió de nuevo, el paciente permanecía mudo junto a el. Pieza a pieza.


Espero que te haya gustado. Feliz día.

3 comentarios :

  1. Esto sí que es terrorífico. Biquiños!

    ResponderEliminar
  2. Pero miedito que has dado...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    Que bonito el microrelato, y pobre hombre.
    Un saludo

    ResponderEliminar